Factura Electrónica 3.3

Lo que debe saber de la nueva facturación electrónica 3.3

Factura Electrónica 3.3

Por Betzari Peláez C.

En las empresas mexicanas, el cumplimiento con la factura electrónica y el CFDI juegan un papel fundamental en materia de cumplimiento fiscal, por esta razón, contar con un ERP que permita tenerlas integradas a la gestión empresarial se ha vuelto una necesidad, ya que les da la ventaja de simplificar operaciones clave del área administrativa e involucrar todos los procesos operativos de la empresa.

En el caso de México, se posiciona como el país referente internacional en factura electrónica, lo que ha dado como ventaja que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) haya podido otorgar mejores servicios a los contribuyentes de ese país.

Por esta razón, desde el pasado primero de julio del año en curso SAT, hizo público el formato de factura versión 3.3, el mismo que será obligatorio a partir del primero de diciembre; no obstante informó que las empresas pueden continuar emitiendo facturas en la versión 3.2 hasta el 30 de noviembre.

Sin embargo, se debe resaltar que la recomendación principal es no esperar hasta el último momento para comenzar a emitir facturas con los cambios, sino iniciar desde ahora tomando en cuenta el tiempo que puede tardar la implementación de una versión a otra.

Lo que debe saber

En esta nueva versión 3.3, se presentan cambios como la forma en la que se presenta la información a enviar al SAT, indicar qué tipo de actividad realiza la empresa y qué tipo de contribuyente. El objetivo principal de este cambio, de carácter obligatorio, es prevenir la evasión fiscal.

  • Realizar las actualizaciones: es necesario dentro del sistema para la emisión de todo tipo de factura y  lo que tiene que ver con el timbrado de los pagos que desde algunos años no era de carácter obligatorio para las empresas de productos y servicios,  anteriormente dentro del sistema tributario, partir de estas modificaciones los formatos ahora requieren de información como ha sido la cobranza del mes en función de los pagos recibidos asociados  en la factura.
  •  Reglas de validación: estos nuevos ajustes se refieren a los diferentes tipos de documentos que van en códigos encriptados hacia el ente regulador y hacen posible la validación, estos códigos hacen que sean mucho más fácil la forma en como el SAT recibe la información.
  •  Impuestos y descuentos: muchas empresas anteriormente realizaban los descuentos totales de los productos o servicios, con esta nueva versión deben desglosar a qué producto o servicios pertenece cada descuento.
  • Comprobantes de pagos: las empresas anteriormente no estaban obligadas a timbrar el comprobante de pago, con el 3.3 y anexo 20 es de carácter obligatorio explicar los pagos que reciben y a que factura pertenecen.
  • Experiencia del usuario: la información que se transmite al SAT es mucho más concisa y el ente fiscal estipula qué información requiere y cómo la va recibir.

Es importante resaltar, que en la medida que usted realice una correcta y puntual actualización de su facturación electrónica podrá no sólo sacar el máximo provecho a su gestión administrativa, sino también evitará inconvenientes fiscales a futuro.

Desde SofOS, entendemos y conocemos las necesidades de nuestros clientes, es por ello que desde ya nos encontramos trabajando con el mayor compromiso para brindarles soluciones que  permitan adecuar su empresa a las nuevas disposiciones del entorno.

Si su organización ya opera sobre la plataforma SAP y aún no ha adecuado el nuevo formato establecido, contáctenos y con gusto podemos revisar su caso.

Con información de Ing. José Tortolero/

 

Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn13Share on Facebook0
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*